jueves, 10 de agosto de 2017

¿Sabes cómo introducir a un personaje animal en tu novela de fantasía?

Toda novela de fantasía está enfocada en personajes humanos o humanoides pero encontramos pequeñas obras de arte que introducen personajes animales que nos obligan a sonreír al reconocer su comportamiento en, por ejemplo, nuestras mascotas. Sí. Hablo de novelas en las que se introduzcan personajes no-humanoides como personajes importantes para la trama. Y aunque te parezca extraño, no sólo es posible si no que le da un toque muy original a tu novela.

banner Sabes como introducir a un personaje animal en tu novela de fantasía

1. Estudiar al animal

Si quieres introducir un personaje animal en tu novela y hacerlo merecedor de convertirse en el personaje favorito de alguno de tus lectores tendrás, primero, que estudiar varios aspectos de la vida del animal que deseas introducir. Y no, no es tan sencillo como introducir a un perro porque tienes un perro como mascota. Tendrás que anotar ciertos aspectos para, más adelante, hacerlos palpables en la narración.

Hábitat en el que vive en libertad

Lo primero de todo es saber determinar cuál es su hábitat ideal viviendo en libertad. Incluso, en algunos casos, trazar las emigraciones a las que se vería obligado a seguir. Lo primero que tienes que tener muy en cuenta es qué necesita para vivir bien: un clima determinado, alimento, fuente de agua, etc. Y qué ocurriría si se viera obligado a cambiar de hábitat. ¿Es un animal capaz de adaptarse a climas extremos o distintos a los habituales? ¿Moriría si cambia de hábitat o sería capaz de adaptarse?

Alimentación y nutrición

Aunque es extremadamente básico, sí, tendrás que estudiar qué tipo de alimentación llevará. No es tan simple como anotar en una esquina herbívoro o carnívoro, sino estudiar qué alimentos necesita y qué cantidad para estar sano y poder desarrollarse bien. Piensa que, por ejemplo, un lobo es esencialmente carnívoro pero, al matar a sus presas, lo primero que se come es el estómago, pues también necesita los nutrientes vegetales que su prcaza alimentacion literatura fantastica como escribir una novela Sabes como introducir a un personaje animal en tu novela de fantasíaesa estaba digiriendo. Con este punto, podrás jugar con el elemento de la alimentación para crear un personaje más fuerte o más débil dependiendo de la alimentación que lleve.

Estructura social y relación con otras especies

El último aspecto que creo que es vital que debes estudiar con atención de tu animal escogido es su forma de relacionarse con los miembros de su misma especie y, además, como se relaciona con las demás, tanto los casos de afinidad como confrontación. Deberás esbozar si tu animal de forma natural está acostumbrado a vivir en grupo o, en cambio, es un animal solitario. Y, más concretamente, tendrás que esbozar cómo se relaciona con los miembros de su especie: ¿hay jerarquías? ¿Cuáles son los ritos de apareamiento? ¿Son territoriales? ¿Es de naturaleza agresiva o pacífica? ¿Cómo reacciona ante una amenaza: huye o lucha?

2. Mentalidad y filosofía del animal

Sí, no me he vuelto loca. Considero que si deseas dar voz a un animal necesitarás, primero, esbozar como este personaje concibe el mundo. Todo esto se verá totalmente influenciado por todo lo que tendrás que estudiar sobre él. Está claro que un depredador no entenderá el mundo de la misma forma que una presa.

Así, tendrás que hacerte toda una serie de preguntas y contestar a partir de lo que sepas del animal. Te dejo unas pocas, pero recuerda que deberás ajustarlo al sistema social de tu mundo y, sobre todo, a lo que vaya a ir aconteciendo durante la trama.

  • ¿Qué entiende como familia? ¿Entiende el concepto de amistad?
  • ¿Cómo define el apareamiento? ¿Entiende conceptos como el de fidelidad?
  • ¿Qué entiende como lealtad?
  • ¿Qué cree que es lo correcto? ¿Qué valores defiende?

Sé que es un poco ambiguo pero tendrás que írtelo preguntando al exponerlo en determinadas situaciones. Puedes crear un personaje animal que entienda las relaciones sociales como un puro intercambio de intereses y que piense que ayudar a un extraño es algo que le puede suponer un problema o perjudicarle de algún modo; o puedes crear un personaje que entienda el concepto de familia como algo más amplio y lo extrapole a más personajes en los que pensaría su compañero humano.

Lo que es importante es que seas coherente con su forma de vida natural y su mentalidad. Un lobo, animal que vive en sociedades marcadamente jerárquicas, no puede tener una personalidad antisocial o rechazar la autoridad de un líder más fuerte que él. Del mismo modo que un oso, que sólo crea lazos entre madre e hijos, tenderá más a recluirse en sí mismo y rechazará crear lazos de afecto con más personajes de los necesarios.

3. Comunicación y relación con los humanos.

Uno de los puntos más importantes, tanto para el personaje como para tu novela en general, es determinar cómo este personaje se comunicará con el resto. Escribes fantasía: lo tienes fácil. Puedes hacer que el animal tenga un poder especial que le capacite para hablar. O puedes hacer que los humanos tengan la capacidad de hablar o comunicarse con él. Inclhumanos animal lobo literatura fantastica como escribir una novela Sabes como introducir a un personaje animal en tu novela de fantasíauso puedes hacer que tu personaje animal, en realidad, sea un humano transformado y que esté todo narrado desde su punto de vista. Y, aún así, también puedes hacer que tu animal sea normal y corriente y se comunique con el resto de personajes como lo haría cualquiera en nuestro mundo. Sea como fuere, es algo importante porque determinará en gran medida como de compleja será la comunicación y si puedes dejar traslucir al lector mejor el carácter de tu animal.

Pero espera, porque cuando tengas decidido la forma en la que se comunica tendrás que crearle una voz narrativa. Sí, una voz narrativa para un animal, aunque no vaya a hablar. Necesitas estudiar cómo se expresará. Si no habla, tendrás que estudiar los gestos, el lenguaje corporal al que está acostumbrado en su vida natural. Si quieres dotarle de la capacidad de comunicarse con los humanos, tienes que dejar muy claro desde el principio que no es un humano. Su voz narrativa será esencial para que el lector sienta la verdadera sensación de estar leyendo la voz de un lobo, de un búho o de una serpiente. Ninguno de estos tres personajes describirá igual la caída de la noche. Ni se fijarán en lo mismo al describir a un desconocido. El lobo se centrará en el olfato pero el búho en la vista y la serpiente… ¿cómo te imaginas la voz narrativa de una serpiente? Desde luego, nada parecida a la de un lobo ni mucho menos a la de un humano.

-&-

Y eso es todo por hoy. Recuerda que esto no son más que unas pautas generales para que tengas en cuenta los factores más importantes para que tus personajes animales tengan mayor presencia en tu novela. Pero no te quedes aquí, lee a aquellos que han sabido llevarlo de maravillo. Robin Hobb es un bellísimo ejemplo, sólo te diré que mi personaje favorito de la saga de los Vatídico es un animal.

Cuéntame, ¿en tu novela aparece algún personaje animal?

Como siempre, te recuerdo que puedes suscribirte a mi newsletter, donde cada quincena te resumiré mis entradas y podrás acceder a material que diseñe especialmente para vosotros ^^

¡Y nunca dejes de escribir!

5 comentarios:

  1. Pues si. En La vara de serbal aparece un perro-lobo que tiene cierto protagonismo. No habla, aunque su actitud en ocasiones es fácilmente interpretable. El único que parece entenderse de verdad con él es un muchacho con rasgos autistas que hace las veces de interprete... aunque luego no sea demasiado fácil entenderlo a él.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No siempre hace falta que el animal tenga la capacidad de hablar. Es incluso más interesante que se exprese a la forma perruna xD

      Eliminar
    2. En un libro de Dean Koontz hay un perro inteligente que se expresa escribiendo palabras con fichas de Scrabble. Es adorable :-)

      Eliminar
  2. Yo añadiría un último punto: conseguir un lector cero veterinario para pillar errores técnicos :-D
    Y sí, mis novelas suelen tener animales como secundarios o principales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oh, pues sí. Esa es una muy buena idea ^^

      Eliminar