miércoles, 5 de octubre de 2016

¿Cómo sacar tiempo para escribir?

Los que me seguís por Twitter os habréis hartado de mis quejas estas últimas semanas. De golpe y porrazo he pasado de trabajar unas 24 horillas semanales, a trabajar justamente el doble; lo que, literalmente, me ha dejado sin tiempo libre -de ahí el parón del blog-.

Pero no hay mal que por bien no venga. Esta situación que, aleluya, ya se ha terminado, me ha llevado a valorar muchísimo más mi tiempo. Ese tiempo que antes decía que no poseía; esas valiosas mañanas libres que tanto desaprovechaba. Si es que, amigos míos, no nos damos cuenta de lo que tenemos hasta que lo perdemos. 


Esta es una pregunta que todo escritor se hace en algún momento de su trayectoria. ¿De dónde voy a sacar esas horas y horas de tedioso trabajo? La respuesta es sencilla: el tiempo lo posees, solo debes aprender a administrarlo correctamente

1. Investiga tu rutina. 

Lo primero que tienes que hacer para organizarte es estudiarte. ¿A qué hora te levantas? ¿Pierdes tiempo delante del televisor? ¿Echas largas siestas por la tarde? ¿Sueles pasarte horas jugando a videojuegos? ¿A qué hora te vas a dormir?

Separa tu rutina diaria en dos grandes apartados
  1. Tareas obligatorias: aquellas que debes hacer. Ir a estudiar o a trabajar, dormir, comer, hacer tareas en casa, etc.
  2. Tareas de ocio: todas aquella tareas de las que podrías prescindir. Mirar la televisión, jugar a videojuegos, horas de lectura, etc.

2. Prioriza y prescinde

¿Realmente es necesario pasarte cuatro horas diarias jugando? ¿Podrias reducir el tiempo perdido delante del televisor? ¿Es necesario que revises el estado de tus redes cada hora? Prioriza tus tareas diarias. 

Muchas veces nuestro tiempo lo perdemos en tareas superfluas. Yo, por ejemplo, perdía una hora diaria mirando la tele por las mañanas. Ahora, me pongo ante el ordenador, con una taza de té, mientras reviso mis entradas programadas. 

No es cuestión de perder todo tu tiempo de ocio, que es algo que también necesitas, se trata de ganar horas de tiempo a partir de evitar distracciones que llevamos interiorizadas. A veces, conseguirás este tiempo extra, simplemente, levantándote un poco más temprano.

3. Establece un horario y cúmplelo

Necesitas una rutina. Todos los días de la hora X a la Y: tiempo totalmente dedicado a escribir. Puedes dedicar una hora, dos, tres o cuatro. Dependiendo del tiempo del que puedas disponer.

Lo importante será cumplirlo día sí y día también. Al principio será duro y muchos veces te tentarás queriéndo dejarlo para otro día. Piensa que en cuanto la rutina este interiorizada, te será mucho más cómodo y ágil sentarte a escribir

4. Ponte objetivos y premios

Para fomentar el cumplir la rutina establecida, es muy útil proponerte objetivos diarios. Por ejemplo, si aún estás en el proceso de creación de personajes, te pones el objetivo de terminar X número de personajes en la primera sesión. Si lo cumples, te concedes algún tipo de premio. 

En mi caso personal, si cumplo la espectativa, me premito jugar a videojuegos; si no lo alcanzo, me quedo sin jugar. A veces, incluso, me sobrono a base de chocolate. 

De esta forma, además de la motivación propia del ejercicio literario, fomentarás las ganas de avanzar en tu proyecto

5. Concédete descansos

Apegarte a un rutina dura puede llegar a hacer que odies tu trabajo, por eso, deberías concederte un día entero de descanso. Un día entero para hacer exactamente lo que te apetezca en ese preciso instante. Para dedicar a toda esa lista de cosas prescindibles a las que habías renunciado. De esta manera, también, logarás descansar lo justo de la rutina para no despegarte de ella

Y eso es todo por hoy,
Y tú, ¿cómo consigues sacar tiempo para escribir?



Como siempre, os recuerdo que podéis suscribiros a mi newsletter, donde mensualmente os resumiré mis entradas y podréis acceder a material que diseñe especialmente para vosotros ^^  
 
¡Y seguid escribiendo!

3 comentarios:

  1. Hola Taty, muy instructivo, ya son cosas que más o menos hago, pero visto así está más claro. Yo además siempre llevo en el bolso una libreta y un boli para escribir allá donde me pille la inspiración.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Puf, puf. Buenas técnicas, inútiles conmigo. Mi trabajo me impide tener un abuena rutina, empezando por ahí, y para continuar el tiempo que saco gracias a la rutina lo dedico a estudiar. Digamos pues que escribir ocupa un 3 o 4 lugar en mi lista de prioridades.... ergo escribo cuando puedo :(

    ResponderEliminar
  3. Voy a seguir tu consejo, pero créeme que mi tiempo libre es escaso xD. A ver si consigo sacar aunque sea todos los días 1 horina pa escribir

    ResponderEliminar